Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , ,

El verano es para leer, para disfrutar de uno mismo y de las aficiones, de los amigos y la familia, de las ciudades, los pueblos y los destinos turísticos. Pero como este blog es de lo que es -a saber: un espacio dedicado a la literatura-, os dejo con las lecturas que he seleccionado para este agosto que se nos avecina:

Lecturas de veranoPerros del desierto, de Francisco Serrano.

Editado por Alegoría, este título pertenece a su colección “Memento Mori”, que hasta la fecha solo cuenta con éste y otro título más: Nigromancia en el reformatorio femenino, de John Tones. El cómo di con este libro es un milagro. Estaba en La Central de Callao y vi ambos libros. Solo tuve que leerme las contraportadas para convencerme de que iban a ser dos maravillosos regalos de cumpleaños para mi pareja. Así fue, y él, sin tener que insistir demasiado, me ha prestado uno de ellos para poder saborearlo en la playa. ¿De qué trata? Es un pulp, una novelita de las que hace siglos pululaban por los kioscos y que constaban unos durillos. Y como la misma portada indica, es… ¡Un violento western de ciencia ficción! Nada mejor para el verano: perros, desierto y ciencia ficción barata.

Cosas que los nietos deberían saber, de Mark Oliver Everett.

Libro estrella de Blackie Books, lo adquirí hace unos meses en su versión barata y sin esa tapa dura que tanto han copiado otras editoriales. Decidí reservarlo para las tardes-noches de verano, esas mismas en las que el sol está bajo, con suerte empieza a refrescar y tienes que dejar de leer cuando descubres que se ha hecho de noche. ¿Qué puedo decir de este libro que no se haya dicho ya? Tengo muchas esperanzas puestas en él. Algo que ha gustado tanto tiene que ser bueno.

Los perros de Tesalónica, de Kjell Askildsen.

La cosa va de perros. Estos de aquí están editados por Lengua de Trapo, en su colección “Otras Lenguas”, y vino a mí en la Feria del Libro de Madrid 2013. En el puesto de la editorial un apuesto y convincente hombre me vendió a este autor, todo un desconocido para mí. Se trata de uno de los más importantes escritores de relato breve de las últimas décadas. De origen noruego, su literatura está impregnada del marcado carácter escandinavo, con sus reflexiones profundas y su visceralidad no tanto en los temas, sino en la forma. Este libro recoge 7 de sus relatos donde espero encontrar la frialdad y el sarcasmo que seguro posee.

Estudio en escarlata y El Signo de los Cuatro, de Arthur Conan Doyle.

Porque después de dos lecturas breves pero intensas como serán la novela de Everett y los cuentos de Askildsen, necesitaré una dosis de ficción y aventuras que me distancie de mis propios dramas. Editado por Círculo de Lectores en una colección que recoge todas las obras de Doyle con Sherlock Holmes como protagonista, no será el primer libro que me lea sobre el famoso detective. Hace ya siete veranos leí El perro de los Baskerville (o sabueso, según otra traducción), mi primera aproximación a las novelas detectivescas de finales del siglo XIX y principios del XX. Con este tomo que reúne las primeras historias del de Baker Street finalizaré el verano literario y daré comienzo al otoño.

Y vosotros, ¿qué vais a leer?

Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-NoDerivs 3.0 Unported License. Texto y fotografía de María José Alfonsel.

Anuncios